Encierro universitario en la UMU. Convocada el 22 de mayo huelga de enseñanza.

En el contexto de la creciente oleada de movilizaciones estudiantiles a nivel nacional, un grupo de personas preocupadas por la gravísima situación en la que se encuentra la educación, estudiantes en su mayoría, nos hemos encerrado en la facultad de educación de la Universidad de Murcia, en el campus de Espinardo indefinidamente hoy, 17 de mayo. La formación del grupo se da de manera espontánea, a expensas de estructuras previamente definidas. Así mismo, la organización es totalmente horizontal y asamblearia.

Exigimos la derogación del Real Decreto 14/2012 y la dimisión inminente del Ministro de Educación, José Ignacio Wert; del Presidente de la Región de Murcia, Ramón Luis Valcárcel, por adeudar a la UMU y a la UPCT más de 80 millones de euros; la dimisión del equipo rectoral en general y, en particular, del Rector José Antonio Cobacho por su irresponsabilidad a la hora de no exigir el pago de dicha deuda.

Este decreto impuesto a la comunidad universitaria supondrá una subida abusiva de los precios de matrícula, que oscilarán entre 1.500€ y 3.000€ en primera matrícula (un 66% más de lo que pagamos ahora) para estudiantes comunitarios y entre 6.000€ y 12.000€ para estudiantes no comunitarios; un endurecimiento del acceso a las becas; una pérdida de la autonomía universitaria en lo que respecta a la gestión y a los contenidos, y un despido masivo de trabajadores que afectará a la ya escasa calidad de la educación, de la investigación y al funcionamiento de la propia institución.

Estamos ante un atentado contra la igualdad de oportunidades en el acceso a la educación universitaria y a la carrera docente, que perpetuará y ensanchará la brecha entre ricos y pobres. La educación es un derecho fundamental cuyo cumplimiento no puede estar sujeto ni a intereses mercantiles ni al devenir económico. Asistimos a un proceso de depauperización de los servicios públicos con la intención de deslegitimar a éstos, ofreciendo el modelo privado como única alternativa posible. Con la excusa de la crisis y de los “ajustes”, una vez más las grandes empresas obtendrán beneficios a costa de los derechos sociales que tanto han costado conseguir.
Por todo ello, permaneceremos encerrados en la facultad de educación preparando los exámenes, estudiando el Real Decreto y llevando a cabo todo tipo de actividades culturales. No pararemos nuestras acciones de protesta hasta que no se consigan los objetivos exigidos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s